Ácido hialurónico, ácido retinoico, también ácido ursólico

Sabemos mucho del ácido hialurónico y su gran poder hidratante en nuestro piel, también del retinoico, del kójico, del salicílico, del glicólico…Son ya muy familiares en nuestro día a día, sobre todo en nuestro neceser. Pero, seguro que no conocéis el ursólico.

La prensa española de belleza tuvo noticia de él por primera vez cuando visitó nuestro país el doctor Marko Lens, creador de la línea de cosmética nicho Zelens y una eminencia en temas de fotoenvejecimiento y estrategias antiedad. Es tan potente como el retinol,aunque cuenta con mayor capacidad para estimular y ordenar los haces de colágeno. Se está convirtiendo en toda una revolución en la investigación cutánea antiedad por sus propiedades anti inflamatorias, anti tumorales y anti microbianas.

Además, es un triterpenoide (como el ácido oleanólico, el ácido betulínico y el ácido boswélico), capaz de frenar los signos del envejecimiento tanto intrínseco como el provocado por la exposición solar. También se observa que el ácido ursólico es capaz de incrementar los niveles de ceramidas y queranocitos, favoreciendo la regeneración de la barrera hidrolipídica de la piel.

Este componente lo están integrando muchísimas de las últimas cremas antiedad de alta cosmética, por ejemplo en la Essential Anti Ageing Cream 3t Complex que cuesta 115 euros. Algunas bastante más económicas están empezando a integrarlo, ya os hablaré de ellas en próximos artículos.

Artículos relacionados

También te puede interesar leer:  La mejor crema antiedad