Cómo elegir el mejor secador de cabello

Cómo elegir el mejor secador de cabello

El cuidado del cabello es necesario para tener un look radiante y bonito siempre. Algunas mujeres se orientan a los rizos, mientras que otras prefieren tener una melena lacia. Para ambos casos, un secador de cabello es lo más útil.

Los productos siguen unas condiciones de fabricación y usabilidad que se asignan según su categoría. Por esta razón, para elegir el mejor secador de cabello no bastará solo con que sea de buena marca, también se deben tener en cuenta otros aspectos que guardan mucha relevancia, como la potencia o las funciones integradas.

Además, habrá que establecer las posibilidades reales que tenemos de hacer uso de algún modelo en particular, ya que existen versiones orientadas a fines domésticos, mientras otras se vinculan hacia lo profesional.

Aspectos técnicos

Son los primeros detalles que debes revisar antes de realizar la compra de cualquier secador de pelo. Estos estarán vinculados directamente a su funcionamiento y a las posibilidades de uso que tiene para ofrecer.

Aunque no seas un especialista en la materia, siempre hay elementos que es mejor considerar antes de decidirse por uno u otro modelo. Esto ayudará a realizar una comparativa útil.

La potencia

Debido a que los secadores de cabello tienen como base la producción de calor, la potencia es determinante. Esto tiene estrecha relación con las posibilidades que tendrás para moldear tu cabello.

Además, esta será posible de regular a través de distintos niveles que te ofrecerán opciones para la emisión de calor. Su utilidad radica en permitir la adecuación a distintos tipos de pelo, sin generar un maltrato excesivo.

Estos equipos pueden tener una potencia que va desde los 1000 hasta los 2500 vatios. Siendo preciso, en caso de que el presupuesto que tengas disponible lo permita, irse por aquel que sea capaz de mantener un nivel más alto, pues con el regulador de potencia podrás utilizar la necesaria para cada evento.

La tecnología

Según el sistema de fabricación y los materiales que se hayan utilizado, los secadores de cabello tienen una tecnología de funcionamiento. El uso de una u otra irá en función a la necesidad de la usuaria.

En primera instancia, están los que trabajan con función iónica, que ejercen su función a través de iones negativos que rompiendo cualquier molécula de agua que exista en el cabello y ayudando en su humectación. Tienen facilidad para dejar el cabello muy lacio, por lo que no se recomiendan para peinados que necesiten volumen.

Los de cerámica tienen la ventaja de ofrecer una salida de calor muy uniforme que ayuda a que el trabajo se haga con más rapidez. Son útiles para todo tipo de peinados.

Los que están hechos en turmalina destacan por una salida de calor muy potente que ayuda a sellar la cutícula del cabello. Esto da facilidad para trabajar sobre cabellos muy abundantes y fuertes, reduciendo la fricción.

Por último, los de titanio son los que conducen el calor con más rapidez, ayudando a que el trabajo que se necesite hacer sobre el cabello se lleve a cabo en un periodo de tiempo muy corto.

Secador

Otros elementos a considerar

Para dar con el secador apropiado, también es necesario considerar estos puntos:

  • El peso y el tamaño: serán determinantes para su uso diario. Mientras más dimensiones y peso tenga, se hará más complicado de manipular. Por su parte, si es muy pequeño, ofrece la ventaja de trasladarlo a cualquier lugar (como un viaje) pero lo más probable es que sea de baja potencia.
  • El precio: a medida que se trate de secadores más profesionales y con mayor cantidad de funciones, su coste será mayor. Por esta razón, es apropiado conocer el dinero que se tiene disponible y buscar la mejor opción que se ajuste a él.
  • Chorro de aire frío: la mayoría de los secadores traen esta función incorporada. Su misión es darle brillo y suavidad a cualquier peinado, pues ayuda a cerrar la cutícula. Por ello, muchos profesionales apuestan por culminar su trabajo con esta opción.
  • La ergonomía: es necesario que el secador sea cómodo de agarrar y con una distribución de botones adecuada para cambiar con facilidad en el momento que se necesite. Así, se evitará el cansancio en el brazo al momento de utilizar.

Con todos estos tips no existirán mayores inconvenientes para lograr obtener el secador apropiado. Una buena idea siempre será considerar las marcas que mejores resultados han dado a lo largo del tiempo pues mantienen un alto estándar de calidad.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.